Vladimir Putin contra el arcoíris gay

El Mundo.- El presidente ruso ridiculiza el símbolo de la lucha por la igualdad del colectivo LGTB

Moscú no tiene desfile del Orgullo Gay pero lleva todo el mes de julio hablando del mismo tema por culpa de una bandera y una marca de helado. El presidente ruso, Vladimir Putin, se burló el pasado viernes de la Embajada de Estados Unidos en Moscú, que ha colgado en su fachada una bandera arco iris, símbolo de la lucha por la igualdad del colectivo LGTB.

Seguir leyendo.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies