Un vídeo muestra la brutal paliza del culturista Paul Bashi a su novia

La Vanguardia.- Las cámaras de seguridad de su casa captaron los 40 minutos de golpes continuos que casi dejan sin vida a su pareja. Para la fiscalía de Michigan la evidencia es contundente.

La fiscalía de Michigan recuperó un vídeo que retrata la paliza de Paul Bashi a su novia Kristina Perry, que duró unos 40 minutos y la dejó en estado de coma durante días. Las imágenes fueron captadas por las cámaras de vigilancia de la casa que compartía la pareja y luego difundidas por la cadena Fox.

El hecho sucedió a finales de julio en Michigan, Estados Unidos. Desde entonces, Bashi permanece detenido, acusado de asalto con intento de asesinato. Pese a que la víctima pidió que se retiraran los cargos por intento de homicidio, la fiscalía cree que la evidencia es contundente para avanzar en el juicio.

En el vídeo se observa cómo Paul Bashi, de 35 años, recibe a su novia Kristina Perry, de 23, con puñetazos y patadas hasta reducirla al suelo, para arrojarle elementos pesados e incluso cera caliente.También se lo ve agarrando cuchillos de la cocina, que habría utilizado para apuñalar a la víctima. El cuerpo de la mujer yace inmóvil en todo momento, sin poder responder a las agresiones.

En las imágenes, se pudo captar la huida del culturista después de dejar a su pareja inconsciente. Se observa cómo después se acercan los vecinos, quienes asistieron a la víctima. Perry permaneció varios días en el hospital en estado de coma.

La fiscalía de Michigan recuperó un vídeo que retrata la paliza de Paul Bashi a su novia Kristina Perry, que duró unos 40 minutos y la dejó en estado de coma durante días. Las imágenes fueron captadas por las cámaras de vigilancia de la casa que compartía la pareja y luego difundidas por la cadena Fox.

El hecho sucedió a finales de julio en Michigan, Estados Unidos. Desde entonces, Bashi permanece detenido, acusado de asalto con intento de asesinato. Pese a que la víctima pidió que se retiraran los cargos por intento de homicidio, la fiscalía cree que la evidencia es contundente para avanzar en el juicio.

En el vídeo se observa cómo Paul Bashi, de 35 años, recibe a su novia Kristina Perry, de 23, con puñetazos y patadas hasta reducirla al suelo, para arrojarle elementos pesados e incluso cera caliente.También se lo ve agarrando cuchillos de la cocina, que habría utilizado para apuñalar a la víctima. El cuerpo de la mujer yace inmóvil en todo momento, sin poder responder a las agresiones.

En las imágenes, se pudo captar la huida del culturista después de dejar a su pareja inconsciente. Se observa cómo después se acercan los vecinos, quienes asistieron a la víctima. Perry permaneció varios días en el hospital en estado de coma.

Pese a la contundencia de las imágenes, el fiscal a cargo, Eric Smith, explicó que la sobreviviente se acercó para solicitarle al juez que se descartaran los cargos y se liberara a Bashi, argumentando que la situación se habría propiciado en parte por culpa suya.

Smith aclaró que esto sucede en muchos casos de violencia de género, donde la víctima puede ser intimidada para retirar cargos o incluso sentir que comparte la culpa con el agresor.

La fiscalía afirmó que no hay posibilidad de retirar el caso con la evidencia adquirida. Además, la Policía también habría encontrado esteroides en la casa del agresor durante las pesquisas, lo que podría complicar aún más su caso. Por el momento, a Bashi se le ha fijado una fianza de cinco millones de dólares mientras espera su sentencia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *