Los jóvenes africanos tienen un mensaje para Europa: ayúdennos a cuidar el planeta

El País.- 17 líderes en la lucha por la preservación del medio ambiente han sido seleccionados para representar las inquietudes de la juventud mundial en los Días Europeos de Desarrollo que comienzan hoy. Casi la mitad de ellos proviene de África y buscan aliados en su batalla contra el cambio climático.

Han sido 17 los líderes del Sur Global escogidos entre más de medio millar de candidatos para representar la voz de los jóvenes en los Días Europeos de Desarrollo (EDD2021), dedicados en su 14ª edición al medio ambiente y alcanzar un gran acuerdo verde para un futuro sostenible. Los seleccionados participarán en la mayoría de las 90 sesiones que se celebran virtualmente entre el 15 y 16 de junio, para exponer su trabajo y preocupaciones en el ámbito de la preservación del planeta. Casi la mitad provienen del continente africano, donde una nueva generación de activistas y profesionales del sector se han implicado en la plantación de árboles, el uso de datos para evitar desastres ambientales o la expansión del acceso a energía limpia.

¿Quiénes son y cuál es su mensaje? “Las personas que viven en países en desarrollo son las más afectadas por el cambio climático y las menos capaces de afrontar sus consecuencias, a pesar de que han sido catalizadas por las acciones y la inacción de los países desarrollados. También se prevé que el cambio climático cause 250.000 muertes adicionales cada año a partir del año 2030, según la Organización Mundial de la Salud, debido al hambre, la malaria, la diarrea y el estrés por calor. Ya es hora de que todos y cada uno de los ciudadanos europeos comiencen a tomar medidas climáticas, ya que esta es una de las formas más seguras de lograr un impacto mundial a través de nuestras numerosas pequeñas acciones”, resume el keniano Richard Wambua, director de Meforest Initiative & Greenpap Innovations.

Y hay más. Así cuentan ellos mismos en qué trabajan, por qué es importante su campo de trabajo y qué puede hacer la sociedad europea por el planeta en general y África en particular

Chibunna Ogbonna, energía renovable. Nigeria

Fundó y dirige KIRU ENERGY, inicialmente llamada Renewcycle Energy Limited, en Nigeria. Con una misión: impulsar el futuro energético sostenible de África a través de la innovación. Tiene experiencia en ingeniería química de la Universidad Federal de Tecnología de Owerri y no es la primera vez que representa a la juventud de su país, ya lo hizo en el primer Foro Juvenil de la Agencia Internacional de Energías Renovables (IRENA) en Abu Dhabi, en 2020.

Con energía sostenible, podemos preservar y proteger nuestro planeta, garantizar la igualdad de oportunidades, empoderar a las comunidades y combatir futuras pandemias

“Comencé mi viaje para proteger el medio ambiente y los derechos humanos en 2014, cuando me gradué de la Escuela Militar de la Fuerza Aérea”, relata. “Sobre todo me fascinaba la idea de la energía renovable como un tipo de energía que nunca se agota”. Inspirándose en la pandemia de covid-19, su empresa lanzó un proyecto de impacto social: la Iniciativa Lighting Up Nigeria (LUNI), que tiene como objetivo proporcionar electricidad confiable y renovable para 10.000 clínicas de atención primaria de salud en comunidades vulnerables de Nigeria para 2030. “La principal razón por la que me involucré en la defensa del medio ambiente y los derechos humanos a través de mi trabajo en energía sostenible es el deseo de dejar un legado duradero para las generaciones futuras”, agrega.

“La energía sostenible es fundamental para alcanzar todos los Objetivos de Desarrollo Sostenible. La raza humana se nutre de energía para sobrevivir y avanzar. Por eso es aún más importante que nadie se quede atrás en términos de acceso equitativo a ella”, razona. “Con energía sostenible, podemos preservar y proteger nuestro planeta, garantizar la igualdad de oportunidades, empoderar a las comunidades, combatir futuras pandemias y crisis, construir comunidades resilientes y aumentar la prosperidad compartida para todos. Sí, es posible”.

¿Qué mensaje tiene para los ciudadanos europeos? “Que apoyen el Acuerdo Verde de la Unión Europea y busquen colaboraciones con países socios para extender el impacto más allá de sus fronteras”.

Ruvimbo Samanga, nuevas tecnologías. Zimbabue

Así la presenta la Unión Europea: “Ruvimbo Samanga es el punto de contacto nacional en Zimbabue para el Consejo Asesor de Generación Espacial en apoyo del Programa de las Naciones Unidas sobre aplicaciones de la tecnología espacial”. Su trabajo se centra en la investigación de la capacidad de los satélites en el contexto de la reducción de los riesgos de seguridad relacionados con el clima en el continente africano, y en la participación de iniciativas públicas y privadas sobre la proliferación del uso de satélites para el beneficio común de la ciudadanía.

Las grandes cosas en la vida no las logra una persona, sino un equipo de grandes personas. La colaboración y la cooperación van a cambiar las reglas del juego para el desarrollo global

“Comencé a trabajar en cuestiones de justicia climática después de marzo de 2019, cuando el ciclón Idai devastó a más de 900.000 personas en Mozambique, Malaui y mi país de origen, Zimbabue. Los desafíos climáticos de África son como una bomba de relojería, somos los más vulnerables y susceptibles a los efectos del cambio climático”, reflexiona. Desde aquel evento, Samanga se dio he dado cuenta de la importancia de la investigación, los datos y las nuevas tecnologías como “solución milagrosa” para estos desafíos, así como del “papel que los defensores sociales, especialmente los jóvenes, pueden desempeñar en la movilización de las comunidades”.

“Los datos van a desempeñar un papel, no solo en la recuperación económica posterior a la covid-19, sino también en el cumplimiento de los ODS. En la actualidad, no hay suficientes datos para monitorear o rastrear el progreso de África, por lo tanto, espero que la investigación, los datos y las nuevas tecnologías ayuden a llenar este vacío”, apunta. ¿Su mensaje para la ciudadanía europea? “Solo puedo decir que las grandes cosas en la vida no las logra una persona, sino un equipo de grandes personas. La colaboración y la cooperación van a cambiar las reglas del juego para el desarrollo global. Necesitamos buscar formas de fortalecer las debilidades de los demás”.

Nomsa Betty Kamanga, vida silvestre. Zambia

Como investigadora asistente del Programa de Carnívoros de Zambia (ZCP, por sus siglas en inglés), Nomsa Betty Kamanga realiza trabajos de campo para investigar y conservar grandes especies de carnívoros (perro salvaje africano, león, hiena, guepardo, leopardo) y su hábitat en todo el país. Empezó con unas prácticas en 2018 y cuando se graduó, empezó a trabajar a tiempo completo en el Programa de Mujeres para la Conservación de la Vida Silvestre en la misma ONG. “Mi interés por participar activamente en la protección del medio ambiente comenzó por curiosidad. Mi experiencia laboral me ha brindado la oportunidad de aprender más sobre la vida silvestre y por qué debe conservarse”. Este era un destino, dice “inevitable”.

Una parte importante de su labor consiste en trabajar con las comunidades que conviven con la vida silvestre. “Llevo a cabo programas de educación”, explica. El objetivo: promover la coexistencia entre las personas y la naturaleza. “Es necesario porque, sin esa coexistencia, sería difícil lograr algo en la conservación y la protección de la biodiversidad. Prestar atención a quienes viven con la vida silvestre ayudará a salvarla porque ellos son los custodios originales y los mejores protectores de la misma”. La mayoría de los desafíos que enfrentan están relacionados con conflictos entre humanos y animales, pues el ganado de las comunidades es depredado por carnívoros. “No solo eso, también los cultivos son asaltados por elefantes e hipopótamos, lo que provoca la reducción de la disponibilidad de alimentos y derrumbe la economía. Las personas usan los mismos puntos de agua con los animales, lo que provoca que las enfermedades se propaguen”, explica.

¿Qué necesita para continuar su labor? “Los ciudadanos europeos pueden ofrecernos apoyo financiero y otros recursos para ayudar en la implementación de los proyectos que se ejecutan sobre el terreno, pero también aquellos que deseamos llevar a cabo para mitigar los conflictos humanos con la vida silvestre en el futuro”.

Olivia Livingstone, contaminación. Liberia

En 2018, Olivia Livingstone fundó la ONG Green Stewards Inc para generar más conciencia sobre los residuos contaminantes en su país, Liberia. “Me involucré activamente en la defensa del medio ambiente cuando tenía 15 años, estaba en noveno grado. Mi afinidad por las playas y la naturaleza en general me motivó a convertirme en activista”, recuerda. “También me motivó el deseo de educar a los liberianos contra la basura, ya que era uno de los mayores problemas ambientales del país en ese momento. Cuanto más me involucraba, más descubría que la mayoría de los ciudadanos eran novatos en el concepto de ambientalismo, por lo que me comprometí a educar a la población sobre la conservación del medio ambiente y la sostenibilidad”.

Los europeos pueden ayudar reduciendo el uso de plástico y gestionando adecuadamente sus residuos

Livingstone subraya que es importante centrarse en la contaminación por plástico, especialmente en las comunidades pesqueras, pues los marineros cada vez capturan más plástico y menos peces. “Dependen de la pesca para su sustento y sostenibilidad y debemos actuar ahora para restaurar nuestros océanos y reducir la basura”. ¿Cómo ayudarles? “Los europeos pueden apoyar este trabajo reduciendo el uso de plástico y gestionando adecuadamente sus residuos. También pueden apoyar directamente mi trabajo al priorizar proyectos que tienen como objetivo limpiar el océano”.

Richard Wambua, manejo forestal. Kenia

Meforest Initiative & Greenpap Innovations es una organización que monitorea la supervivencia de los árboles y controla que se consigue de forma rápida y sostenible el mandato constitucional de tener el 10% del bosque de Kenia mapeado para 2022. Richard Wambua la dirije: “Me criaron padres que apreciaban la influencia de la acción individual en las preocupaciones de la participación social, ya sea a través del voluntariado o simplemente cuidando el medio ambiente”. Recuerda que muchas de sus navidades y vaciones las pasaban apoyando altruistamente labores relacionadas con la conservación.

“Como nativo del condado de Machakos, dentro de la región semiárida de Kenia, recuerdo haber visto a mi difunta abuela movilizar a los miembros de la comunidad a través de su grupo de la iglesia para plantar árboles. Carecía de la educación formal para comprender el cambio climático, pero tenía una sabiduría ancestral que enfatizaba la necesidad de la preservación de la biodiversidad, y se aseguró de transmitirnoslo a sus nietos”. Aquellas lecciones marcaron su infancia y, siendo niño, ya aspiraba a “ser diplomático y promover la paz mundial”.

Lo consiguió. “Sin embargo, como joven diplomático en 2019, me di cuenta de cómo la humanidad, como Damocles, estaba sentada bajo una espada colgante suspendida de un solo cabello frente al rápido cambio climático, que es un gran catalizador y acelerador de muchos desafíos globales, incluidos la paz que siempre he deseado mantener. Como “custodio de este planeta para las generaciones futuras”, decidió convertir sus pasiónes en un propósito de vida. Fue testigo de cómo sus abuelos experimentaban cosechas más bajas, mientras que 690 millones de personas en todo el mundo se acostaban con hambre todos los días debido a las duras condiciones provocadas por el cambio climático. Así se convirtió en un activista que alentaba a sus amigos a aprovechar “las enormes oportunidades disponibles en la economía verde, así como a encontrar soluciones a los desafíos que plantea el cambio climático”.

Los bosques deberían recibir mucha atención porque son el medio ambiente con mayor biodiversidad en la Tierra y el hogar del 80% de todas las especies del planeta

Eligió centrarse en los bosques y la gestión del paisaje. Junto con su equipo desarrolló una aplicación única que aconseja las mejores especies de árboles para plantar en función de las condiciones climáticas y la composición del suelo de cualquier lugar, asegurando tasas de supervivencia de los árboles más altas. “Creo que los bosques deberían recibir mucha atención porque son el medio ambiente con mayor biodiversidad en la Tierra y el hogar del 80% de todas las especies del planeta. Los bosques garantizan que tengamos aire limpio actuando como sumideros de carbono, secuestrando alrededor de una quinta parte de todas las emisiones creadas por los combustibles fósiles y las actividades humanas; también son la barrera (de enfriamiento) más importante contra un planeta que se calienta rápidamente”. Y añade: “También proporcionan más de 86 millones de empleos verdes, por lo que debemos prestarles más atención”.

Para los vecinos del norte tiene un mensaje: “Aconsejaría a todos los residentes europeos que comiencen su viaje de acción climática en casa adoptando dietas más saludables, reduciendo el desperdicio de alimentos e investigando (en internet) y apoyando iniciativas que ayuden a restaurar la agricultura degradada. nds y bosques que contribuyen a la seguridad alimentaria mundial. Esta es una estrategia infalible para proteger los bosques”.

Sherine Omondi, transformación rural y sistemas alimentarios. Kenia

K-SAMMIT es una organización comunitaria que capacita a los agricultores sobre la importancia de la agricultura sostenible y la producción de alimentos limpios. Tiene sede en Kenia y la coordina Sherine Omondi. “Empecé a plantar árboles a los 16 años. Era voluntaria en la iglesia y la comunidad. Mis padres apoyaron mi iniciativa”. Sus progenitores cuultivaban maíz y frijoles en una tierra arrendada; y cuando no plantaban, la finca estaba vacía. Entonces, etendió la importancia de la rotación de cultivos, el uso de fertilizantes adecuados y, lo más importante, cómo obtener los recursos disponibles localmente. Y comenzó proyectos de capacitación.

La agricultura es el motor de nuestra economía. Si invertimos en ella, alimentamos a toda la nación mientras ayudamos a reducir la pobreza y mejorar la nutrición

“La agricultura es el motor de nuestra economía. Si invertimos en ella, alimentamos a toda la nación mientras ayudamos a reducir la pobreza y mejorar la nutrición cuando se practica la rotación de cultivos”, explica. “La UE ha asignado el 30% de los recursos de su presupuesto al cambio climático, lo que significa que cuando tengamos más, se realizarán más capacitaciones, se empoderará a más jóvenes y habrá un aumento significativo de nuestro PIB”, añade.

¿Cuál es su llamamiento? “Plantemos los árboles adecuados, valoremos nuestro medio ambiente y la diversidad biológica, y pongamos a los jóvenes en el centro de estas conversaciones”. Y algo más: “Ayúdennos a movilizar a más jóvenes para que se aventuren en la agricultura, para permitir su éxito a largo plazo, mientras aprenden nuevas formas de cultivo como el sistema hidropónico. Pido a todas las personas que, encabezadas por los jóvenes, sean parte del cambio”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies