El TS concluye que las redes sociales pueden ser «lugar del delito» y prohíbe usar Youtube al joven que humilló a un sintecho

El Mundo.- El Pleno de la Sala de lo Penal del Tribunal Supremo ha vuelto a imponer al youtuber ReSet la prohibición de usar esa red social durante cinco años por publicar un vídeo humillando a un sin techo al que dio unas galletas rellenas de pasta de dientes.

La Sala de lo Penal ha estimado así el recurso de la Fiscalía y ha respaldado la pena de alejamiento de la red que estableció un juzgado de Barcelona y que había sido revocada por la Audiencia Provincial. Se trata de la primera vez que el Alto Tribunal aborda si una red social puede considerarse «lugar del delito», de forma que pueda imponerse la prohibición de usarlo.

La Audiencia de Barcelona sostuvo que la ley «no recoge una privación de derechos diferente a la de residencia o aproximación a un lugar concreto; y ese precepto no puede interpretarse extensiva ni analógicamente en contra el reo para sustentar la prohibición de acceder a la Red Social de Youtube».

El Supremo considera que las redes sociales sí pueden encajar en la referencia del Código Penal a la posibilidad de que los jueces impongan «la privación del derecho a residir en determinados lugares o acudir a ellos».

La decisión ha sido muy mayoritaria, pero no pacífica: tres de los 12 magistrados del Pleno formularán un voto particular, que al igual que la sentencia se conocerá en los próximos días.

El youtuber ReSet fue condenado en 2019 por un delito contra la integridad moral tras publicar el vídeo en el que daba de comer unas galletas Oreo rellenas de dentífrico a un mendigo.

Además de la prohibición de usar la red social durante cinco años, fue condenado a quince meses de cárcel y a indemnizar al hombre con 20.000 euros por los daños morales causados por la difusión del vídeo, con el que el condenado ganó 2.180 euros.

Con el citado canal de Youtube, Kenghua R. se había convertido en un conocido influencer con 1,1 millones de suscriptores y 124 millones de visualizaciones a los contenidos que publicaba.

El Pleno del Supremo ha dictado otra sentencia novesosa relacionada con el uso de Internet. La Sala de lo Penal ha desestimado el recurso de un hombre que había sido condenado por quebrantar las medidas cautelares que tenía impuestas utilizando la plataforma Google.

La Sala concluye que «las redes sociales pueden ser un espacio óptimo para quebrantar medidas cautelares de alejamiento o prohibición de comunicarse».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies