Una mujer presenta por primera vez el telediario nocturno en Arabia Saudí

Arabia Saudí entrega las primeras licencias de conducir a diez mujeres en plena campaña de arrestos

22/09/2018 El Mundo.- Venden como hito lo que hasta hace dos días era un aberrante anacronismo. Una mujer ha presentado esta semana por primera vez un informativo nocturno de la televisión estatal saudí abriendo, por fin, el prime time del la pequeña pantalla a las féminas en mitad de las inciertas reformas que efectúa el reino ultraconservador para modernizar su imagen.

Waem al Dajil entró en los libros de historia al aparecer junto al presentador Omar al Nashuan y convertirse en la primera mujer en la historia del canal 1 de la televisión estatal saudí en presentar el informativo de las 9.30 de la noche”, ha anunciado este sábado entre grandes alharacas el ministerio de Información saudí. “Hasta ahora los hombres habían dominado los telediarios en Arabia Saudí mientras las presentadoras se centraban los informativos más suaves de la mañana, los programas femeninos o los espacios de cocina y la información meteorológica”, reseña la nota.

La crónica gubernamental aplaude, además, el resultado. “Al Dajil firmó con seguridad junto a su compañero un programa profesional que cubrió noticias locales, regionales e internacional, arrancando elogios de muchos sectores y provocando un torrente de aliento a través de las redes sociales”, apunta el texto remitido a EL MUNDO. En la edición nocturna del viernes tomó el testigo otra mujer, Nada al Dahham, que -según las autoridades- se enfrentó a las cámaras “con igual aplomo”.

En cualquier caso, no era la primera vez en la que Al Dajil presentaba un telediario. Graduada en Periodismo en la elitista Universidad Americana de Beirut, se curtió fuera de los confines de su país. Fue reportera de CNBC Arabia desde su cuartel en Dubai y, más tarde, presentadora de informativos en la cadena Al Arab, con sede en Bahrein. Según la información proporcionada por el Gobierno, habla árabe, inglés y francés.

Al Dajil amplía el resquicio que abrió hace dos años su colega Jumanah al Shami, la primera mujer en presentar el informativo matinal. Los cambios impulsados por la familia real también han comenzado a llegar al universo catódico. A finales de 2017 uno de los canales estatales volvió a emitir conciertos de música tras un veto de tres décadas en la patria del wahabismo, una radical interpretación del islam que ha sido caldo de cultivo de organizaciones como Al Qaeda o el autodenominado Estado Islámico.

En 1979 el asalto y la toma de la Gran Mezquita de La Meca por un grupo de islamistas liderado por Yuhaiman al Otaibi en protesta por la “occidentalización” de la sociedad saudí fue usado por la monarquía absoluta para ahogar cualquier atisbo de aperturismo y tolerancia.

La música desapareció de la televisión junto a las figuras femeninas, ahora recuperadas; los cines y las tiendas de música echaron el cierre y los periódicos dejaron de publicar fotografías de mujeres. Un veto que había permanecido inalterable hasta ahora. Las reformas impulsadas por el príncipe heredero Mohamed bin Salman, sin embargo, se enfrentan a los sectores más recalcitrantes del reino.

La estrategia Visión 2030 del heredero al trono persigue, entre otras medidas, potenciar el acceso al mercado laboral de las mujeres y reducir así la necesidad de mano de obra extranjera. La tasa de empleo femenino actual ronda el 20 por ciento y el propósito es elevarla hasta el 30 por ciento en 2030.

En junio las autoridades permitieron por primera vez que las mujeres se pusieran al volante en un cambio motivado también por la necesidad del reino de reducir su adicción al petróleo, diversificar su economía y reducir los empleados extranjeros. Su irrupción en las carreteras también creó nuevos empleos en el departamento de tráfico del ministerio del Interior y en el sector de las autoescuelas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *