Twitter anuncia medidas contra el acoso en su plataforma

Fuente: La Vanguardia.
Fecha: 01/02/2017

Tras más de una década activa, y a pesar de que durante los últimos tres años se haya estancando su uso global, Twitter es una red social vibrante y llena de actividad donde estar al tanto de casi cualquier tipo de información imaginable. Es vibrante, pero cada día lo es para menos gente.

A pesar de ello, Twitter tiene múltiples problemas que llevan años solucionar bien por disposición o bien por falta de recursos o dirección. El mayor de este problema para muchos usuarios es el abuso galopante, el acoso agresivo y la toxicidad del ambiente. Ejecutivos de la red social han anunciado un plan con el que pretenden solucionar este problema.

Por diseño, Twitter permite conectar de forma transparente con el resto. Puedes leer y enviar mensajes a quien quieras, y otros pueden leer tus mensajes y enviarte mensajes a ti de forma pública. Es esta última parte la más perjudicial para la plataforma.

Cualquier usuario puede registrarse de forma anónima y empezar a enviar mensajes amenazantes sin ningún tipo de repercusión en la mayoría de las ocasiones. Twitter tarda horas, incluso días, en eliminar estos mensajes y sancionar al usuario, pero para entonces, el acosador ya ha creado una o más cuentas para continuar con sus insultos.

Hace unos meses, Jack Dorsey, uno de los fundadores de la plataforma y hoy director ejecutivo, anunció que su equipo de seguridad y atención al usuario iba a recibir mejor formación para reconocer los diferentes tipos de acoso online. El motivo: Twitter muchas veces no encontraba ningún elemento dañino en mensajes que la mayoría de sus usuarios así lo consideraban así.

Tweet del American Nazi Party
Tweet del American Nazi Party (ANP14)
Libertad de expresión ‘a la americana’

En Twitter es fácil para usuarios populares utilizar y dirigir a sus seguidores más fieles para que acosen a otros en la plataforma. Basta con iniciar una discusión pública con alguien para que otros salgan en “defensa” insultando a la otra parte. Es una táctica que costó a Milo Yiannopoulos, un escritor de extrema derecha, su cuenta en Twitter (@nero) de forma permanente.

Durante meses, incluso años, Yiannopoulos utilizó Twitter para acosar a otros usuarios, famosos y simples personas comunes, que se cruzaban en su radar. El gota que colmó el vaso fue su ataque sobre la actriz y cómica afroamericana Leslie Jones. Entonces, Twitter por fin tomó cartas en el asunto, y decidió eliminar la cuenta de forma permanente. Tras años de acoso, Twitter por fin había trazado la línea roja de lo tolerable en su plataforma. El problema es que la línea estaba muy lejos de lo que muchos consideraban viable.

Por otro lado, el Partido Nazi Americano sigue manteniendo una cuenta en Twitter (@ANP14) con más de 12.000 seguidores, en la que continuamente vierten mensajes a favor del genocidio. Los mensajes se repiten de forma diaria con dosis de antisemitismo, homofobia, racismo, transfobia y nacionalismo. Las normas de Twitter les permiten seguir operando porque no toman utilizan la plataforma contra ningún usuario en concreto. “Solo” son mensajes genocidas en general, en una defensa de la libertad de expresión con un acento muy estadounidense.

Pero incluso cuando Twitter suspende algunas cuentas, sus usuarios vuelven a crear otra en instantes, y sus seguidores difunden rápidamente el nuevo nombre de usuario para obtener volver a tener el mismo número de seguidores de forma rápida.

Edward Ho, vicepresidente de ingeniería, afirma que se acabaron las puertas giratorias. Un usuario suspendido no podrá crearse otra cuenta fácilmente. La promesa será difícil de cumplir, porque casi cualquier medida que implementen podrá ser evitada con medios técnicos, pero por lo menos demuestran una voluntad que hasta ahora no existía.

Edward Ho, vicepresidente de ingeniería, afirma que se acabaron las puertas giratorias. Un usuario suspendido no podrá crearse otra cuenta fácilmente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *