“Existe un déficit legal de protección frente a la intolerancia hacia las personas que por su edad”

Q.Mayor Donde hay injusticia, odio o descriminación siempre encontramos a Esteban Ibarraque como presidente del Movimiento contra la Intolerancia por los Derechos Humanos, nos recibe en su oficina para hablar de sus viejas y nuevas preocupaciones.
Hola Esteban, gracias por recibirnos. ¿Es el edadismo la última discriminación incorporada al trabajo de prevención y denuncia de Movimiento contra la Intolerancia?
En verdad siempre hemos tenido una visión global de defensa de la dignidad de la persona, que contemplaba denunciar discriminación, delito de odio y estigmatización que cualquier manifestación de la condición humana. En el discurso lo teníamos incorporado desde nuestro nacimiento. Ahora bien, no había praxis  hasta que personalmente confluí con Juan Antonio Herrero, veterano compañero de fatigas de lucha en los años 89 y en el marco de las concentraciones del 15M de la Puerta del Sol lo plateamos abiertamente. Luego llegaría la oportunidad de crear con mas entidades la Plataforma contra la Discriminación y decidimos ir a por ello. Es justo y necesario, por eso estamos y estaremos posicionados contra el edadismo.
Desde tu punto de vista y con tantos años de batallas contra los discursos de odio, ¿consideras que el edadismo debería ser un agravante para tipificar estas discriminaciones como delitos de odio?
Tengo muy claro que existe un déficit legal de protección frente a la intolerancia hacia las personas que por su edad, sea en su manifestación discriminatoria o delictiva. Y esa falta de protección se observa en que se permite decir barbaridad que vejan y humillan a las personas, no se incorpora el agravante y lo que todavía es mas grave en el tipo penal del %10 y siguientes del Código Penal destinado a proteger las libertades y derechos fundamentales, la EDAD brilla por su ausencia. Y nos afecta a todo el universo humano. ¡Vergonzoso!
¿Qué casos te producen alarma?
Hay dos planos que se inter-alimentan. El discriminatorio en muchos ámbitos que te genera ansiedad como es el tema laboral, la nula predisposición a facilitar créditos, las comparativas con el cuidado juvenil el desprecio a las personas con cierta edad… en verdad siento pena por la victima, osea nosotros todos los seres humanos, y me da asco que hayamos quebrado culturas valorativas  y de respeto hacia la sabiduría y experiencia de los mayores en favor de un edadismo y juvenilismo inmoral e irracional. El otro plano es el de la violencia hacia las personas mayores, a los que se desprecia y  se practica la violencia, incluso provocando suicidios, por una concepción de vidas “sin valor” de raíces muy nazis.

¿Por qué crees que el edadismo es quizá la discriminación más desconocida?

Hay un doble culto, a la belleza estética coincidente con la juventud, que tiene sus raíces griegas como muestra sus figuras esculpidas, y otra que es mas real porque coincide con la etapa no productiva para cualquier sistema de acumulación de capital. Insisto en la raíz nazi de ambas. El culto a la juventud, reflejado  incluso el himno de Mussolini era un canto a los jóvenes (guerreros), confluye con un valor por el productivismo que alientan cosmovisiones sociales no de seres humanos libres e iguales en derechos desde que naces hasta que falleces, no es así, el edadismo categoriza a las personas por edades y ajusta su modelo social a estos parámetros, que es la base ideológica de las cosmovisiones edadistas. Hay edadismos fascistas, edadismos bolcheviques, edadismos de todo aquella visión que categorice a los seres humanos según edad y visión doctrinaria
¿Qué podemos hacer para concienciar sobre lo injusto de la discriminación por la edad?
Luchar mediante la educación frente a esta forma de intolerancia y discriminación  en derechos humanos, tomando como epicentro la dignidad de la persona; luchar practicando la solidaridad; luchar en los medios de comunicación y en las instituciones; luchar en la sociedad poniendo el problema, de profundo calado ético humanista, encima de las mesas y provocando que se introduzca el tema en las agendas políticas y sobre todo….luchar.
Por último, ¿has sentido alguna vez el edadismo en tu propia persona?
Desde hace tiempo, a diario. Desde los que me dicen que me retire de mi acción y no me conocen, aunque son de los que usan ese argumento con alguien que les resulta incómodo; también por los que manifiestan como su argumento de mayor alcance “tu forma de plantear las cosas es viejuna…” y los que lo usan como un intento descarado de cerrarte la boca. Hubo un tonto-creído líder de una formación “revolucionaria” que se dedico a meterse con mi edad en un programa de Tv diciendo que llevaba toda la vida en lo mismo, que me conoció como “jóvenes contra la intolerancia” y acabaría como “pensionistas contra la intolerancia”, y frases similares recibidas des el otro lado del espectro ideológico, odia los fachas y neonazis. Bien pues para dejarlo claro…seguiré hasta el último aliento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *