Dos detenidos por el apuñalamiento de un joven en el parque Comillas en una reyerta entre bandas latinas

ABC.- Se trata de un ajuste de cuentas entre los Dominican Don’t Play, la banda en la que Policía cree que pertenecían los agresores, aunque aún no está probado, y los Trinitarios, al que pertenecería la víctima

La Policía Nacional ha detenido a un varón de 16 años y a otro de 18 por el apuñalamiento de un joven de 19 años ayer por la tarde en el parque de Comillas de Madrid, fruto de una reyerta entre bandas latinas rivales, ha informado a Europa Press una portavoz de la Jefatura Superior de la Policía de Madrid.

Según las primeras pesquisas, se trataría de un enfrentamiento por algún tipo de ajuste de cuentas entre los Dominican Don’t Play, la banda en la que Policía cree que pertenecían los agresores, aunque aún no está probado, y los Trinitarios, al que pertenecía la víctima.

Los hechos ocurrieron sobre las 14 horas de este miércoles en el parque de Comillas, en un banco situado en la altura del número 52 de la calle Antonio Leiva, en el madrileño distrito de Carabanchel. Los agentes de la Policía Nacional, los primeros en llegar al lugar, le habían practicado eficientemente un torniquete antes de la llegada del Samur-Protección Civil, ya que el chico sangraba abundantemente.

Los sanitarios comprobaron que el joven que presentaba una herida por arma blanca en el cuero cabelludo, otra de forma extensa y grave en la escápula y otra, la más importante, en la mano derecha. Le estabilizaron y trasladaron grave al Hospital de La Paz con preaviso para que le intentaran reimplantar la mano.

Algunos testigos aseguran que fueron varios los individuos que le acorralaron y le atacaron con una katana o un cuchillo muy grande, arma que no ha llegado a requisar la Policía, que estaría buscando a más personas implicadas en estos hechos, que no es la primera vez que se producen en este parque entre bandas juveniles.

La Brigada Provincial de Información y la Policía Científica acudieron al lugar para recabar pruebas. La víctima es un español nacido en Ecuador de 19 años, mientras que el detenido de 18 años es colombiano con antecedentes violentos y el arrestado de 16 es un español de origen sudamericano que estaba fugado de un centro de menores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *